Mi libro
¿Lapidadores o Restauradores?

( Este es uno de los temas de este libro)

los creyentes divorciados Los creyentes separados, divorciados o vueltos a casar tras una separación, son una realidad creciente, dentro de las diversas Iglesias y Denominaciones Evangélicas del Planeta. No es nuevo, que todavía se mantenga una actitud enjuiciadora hacia estos hermanos.
Los Prejuicios y la Ignorancia Bíblica, son las causas que originan esta actitud pecaminosa de juicio. Es por eso que nace este libro, para orientar Bíblicamente a los Pastores y Ministerios Evangélicos de diversas denominaciones y latitudes.
El fin de este libro es, que en un mañana no muy lejano, todos los Creyentes que vengan a Cristo, con sus matrimonios rotos y los que permanecen en la Iglesia  en similar situación, sientan  en todo su Ser, el Amor y el Consuelo de Dios, por parte del Cuerpo de Cristo que fue concebido, por un ACTO DE AMOR Y NO DE JUICIO.
Además, existen millares de creyentes sinceros y de buen testimonio, que viven unidos en familia, pero no son casados legalmente por diversas causas. Ellos son víctimas dentro de algunas Iglesias Evangélicas, de juicios y reglamentos que les coartan servir en ellas y ser partícipes del bautismo en las aguas, de la santa cena y de la presentación de sus hijos. Sufren el menosprecio sistemático, llamándoles convivientes concubinos, adúlteros, etc. Y no solo esto, a veces se les cuestiona su salvación.
Esto no es un hecho exclusivo de Chile, sino una verdad que se repite en algunas y diversas corporaciones y denominaciones Evangélicas de América y del resto del mundo.

Las causas del ¿Por qué? de estos prejuicios son diversas, mencionaré las dos más significativas:

La primera causa

La formación católica romana de los ciudadanos, desde las nacientes y evolutivas sociedades americanas, por medio de la colonizadora iglesia romana. La mayoría de los ciudadanos evangelizados de ayer y hoy, traen consigo prejuicios respecto a la separación y por añadidura a los que se han separado, prejuicios implantados generacionalmente por la iglesia de roma.
Aunque la gracia del Señor nos alcanzó a través de la salvación por la fe, todavía hay algunos Pastores y Creyentes que mantienen ese espíritu religioso de juicio, el cual un día pretendió lapidar a la mujer adúltera, que Jesús rescató y salvó. Ese mismo espíritu juzgó, condenó y asesinó, a nuestro Señor Jesucristo.

La segunda causa

La Ignorancia Bíblica, respecto al tema de la separación y del divorcio. Algunos no conocen el tema cabalmente desde el punto de vista Bíblico, o lo que conocen son uno o dos textos que muchas veces se usan como verdaderos látigos, sin darse el tiempo en forma honesta para investigar en Las Escrituras, todo el consejo de Dios respecto al tema.
Respecto a esta gran necesidad de conocer hoy este tema desde el punto de vista Bíblico, he considerado urgente escribir estas líneas para que todos reflexionemos y cambiemos de actitud hacia los que han visto quebrados sus matrimonios.

Al concluir la Introducción, Usted se preguntará, Por qué este libro tiene por título ¿Lapidadores o Restauradores? Estimado lector en Cristo, creo en lo más profundo de mi corazón que este tema de los hermanos separados dentro de las Iglesias, es un tema muy sensible y doloroso, ya que afecta a millares de creyentes sinceros y que aman a Dios. Es por eso que no podemos ubicarnos en una posición intermedia o ambigua sobre este tema. Al concluir estas líneas Usted decidirá donde ubicarse como un Lapidador o como un Restaurador. ¡Usted decide!

Mi anhelo mayor es que: “El Dios de toda gracia, que nos llamó a su gloria eterna en Jesucristo, El mismo os perfeccione, afirme fortalezca y establezca, a ÉL Sea la gloria y el imperio por los siglos de los siglos Amén”  1Pedro5:10

Para obtener mi libro escribame a: plenitudensupresencia@hotmail.com

Enrique Martínez
Santiago de Chile
Junio del año 2006
plenitudensupresencia@hotmail.com
 www.lafuenteeterna.blogspot.com

Creo que le será de bendición este libro y por favor úselo con limpieza de corazón e integridad. Si Usted siente de parte de Dios, darnos una ofrenda voluntaria  estaremos agradecidos junto a mi familia. Que el Señor les Bendiga.

Enrique M. Chileno, Casado.
Recibió a Cristo como su Salvador en 1991.
Comenzó su caminar cristiano en Las Asambleas de Dios.
Se define como Pentecostal, flexible al Mover del Espíritu y estudioso de La Biblia.Posee estudios Teológicos, Universitarios y Trabajos Prácticos en la Obra de Dios.Ha escrito artículos para periódicos cristianos y los siguientes escritos:
¿Lapidadores o Restauradores? Un Libro reflexivo sobre la difícil realidad que experimentan los creyentes separados dentro de la Iglesias Evangélicas. La Palabra de Dios le aclarará y le guiará en la comprensión de este tema.
“Jesús mi Especial Tesoro” Un Ensayo crítico a la luz de la Palabra de Dios, de los fundamentos (y no a personas) de la Teología de la Prosperidad.
“Reflexiones para el Alma” Una serie de Reflexiones Bíblicas, que junto a su esposa han escrito, las cuales refrescarán su vida, le animarán a seguir en los caminos de la fe y le motivarán  por sobre todo, Amar y Buscar incansablemente a Jesús.


 
  Links Sobre Nosotros Nuestras Creencias Contactenos Nuestra Misión Legal